Cuando realizas un evento de cierta importancia, siempre corres el riesgo de que un “crasher” se meta por medio y se intente llevar toda la atención, poniéndote en evidencia y molestando a los asistentes. Para aquellos que no estén familiarizados con el término, la palabra “crasher” se usa cada vez con más frecuencia para denominar a aquellas personas que se cuelan en distintos tipos de fiestas o eventos con el único objetivo de llamar la atención de alguna forma.

Un “crasher” sería por ejemplo, el hombre que salta al campo durante un partido de fútbol desnudo o que consigue acceder al escenario de los Oscars durante la entrega de los premios para presentar un cartel delante de las cámaras.

Aunque te puede parecer que los “crashers” no son un problema para ti, dado que tu evento es mucho más discreto que los anteriormente mencionados, esto no es así. Con el auge de las nuevas tecnologías, los “crashers” son cada vez más habituales.

Nos podemos encontrar en cualquier ocasión a una persona que desea hacer un numerito público para colgar en su canal de YouTube o quizá alguien que, por cualquier razón, está en contra del tipo de evento que realizas y desea perjudicarlo.

Existen muchas razones por las que un “crasher” puede intentar fastidiar tu evento y tú tienes que hacer todo lo que esté en tu mano para evitarlo, pues la aparición de uno proyecta una imagen pésima sobre tu evento y, como consecuencia, también sobre ti.

En Mac Management sabemos muy bien lo importante que resulta mantener a los “crashers” lo más lejos posible de tu evento, por lo que queremos darte algunos consejos que te ayudarán a lidiar con ellos en el futuro.

La seguridad es esencial. Nunca se sabe lo que puede pasar, sobre todo en estos tiempos, por lo que reserva siempre un poco de tu presupuesto para contratar personal de seguridad para tu evento.

Aunque éste sea pequeño, uno o dos profesionales de seguridad te pueden ayudar en cualquier emergencia, por lo que no dudes en contar con ellos.

En lo relativo a los “crashers”, su mera presencia quitará a muchos la idea de la cabeza, pues la mayoría son simplemente unos graciosetes que realmente no quieren problemas.

Pero, en el caso de que sigan adelante con su plan, los encargados de seguridad podrán evitar su entrada y detenerles antes de que puedan interrumpir tu evento. Por lo tanto, no dejes de contar con personal especializado en seguridad en tu evento. Nunca sabes cuándo puedes necesitar su ayuda.

Haz una lista con los “crashers” que aparecen con más asiduidad en eventos como el que estás organizando. En muchas ocasiones, nos encontramos con “crashers” que se han especializado en estropear eventos vinculados a un tema en concreto.

Estas personas acaban siendo muy conocidas en determinados círculos, por lo que te vendría bien crear una lista de posibles “crashers” a los que prohibir la entrada o su inscripción en tu evento. De esta forma, podrás crear una barrera más que trate de evitar que un potencial “crasher” arruine tu evento.

Utiliza entradas o identificaciones personalizadas, escaneables o con códigos QR individualizados. Actualmente, es muy fácil para un “crasher” falsificar algún tipo de entrada o identificación que le franquee el acceso a tu evento.

De hecho, no se necesitan demasiados conocimientos para falsificar una identificación simple. Sin embargo, las identificaciones que se validan por medio de un escáner o de un código QR son mucho más difíciles de copiar.

Por lo tanto, cuando diseñes las identificaciones que franquearán el acceso a tu evento, ten este aspecto en cuenta con el propósito de aumentar su seguridad y mantener a los posibles “crashers” a raya.

Asimismo, en el momento de entregar la identificación, asegúrate de pedir a los asistentes que se identifiquen a través de su DNI o de cualquier otro documento oficial.

Es muy fácil para los posibles “crashers” enterarse del nombre de algún asistente a través de diversos blogs o redes sociales y hacerse con su identificación si no contrastas su identidad. Por lo tanto, asegúrate siempre de que un asistente es quien dice ser.

Nunca les otorgues la atención que desean. Los “crashers” siempre desean llamar la atención por encima de todo. Por lo tanto, si consiguen traspasar todas tus medidas de seguridad, no les prestes la atención que tanto desean.

La presencia de “crashers” en eventos deportivos disminuyó mucho desde el momento en el que las cámaras dejaron de enfocarlos y repetir sus imágenes cuando saltaban al campo.

Por lo tanto, limítate a conseguir que su expulsión sea lo más rápida y tranquila posible y luego no vuelvas a mencionarlos. Lo mejor es conseguir que caigan en el olvido con la mayor celeridad posible.

Los “crashers” no sólo interrumpen tu evento, sino que también transmiten una imagen muy negativa tanto de ti como de la organización a la que representas.

¡No les des ninguna oportunidad y cuenta con nuestra agencia de organización de eventos y comunicación para hacer que tu evento esté a prueba de “crashers”!